Grito de desesperación

La impactante imagen es un grito de desesperación provocado en comunidades pobres abandonadas a su suerte por un gobierno que justifica su pasividad frente al crimen organizado bajo el nefasto disfraz de abrazos, no balazos.

Hablamos de los 20 niños y adolescentes —de entre 12 y 17 años— que vimos armados con rifles y dispuestos a hacer el trabajo de enfrentar al grupo criminal Los Ardillos que, según sus pobladores, secuestra, extorsiona y asesina en la comunidad de Ayahualtempa, Guerrero.

Los 20 —15 varones y cinco niñas— llevan una camiseta verde militar con la leyenda  “Policía Comunitaria”.  Fueron reclutados por la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias y Pueblos Fundadores (CRAC), para labores “de vigilancia”.

El secuestro de un matrimonio y sus dos hijos, el pasado 19 de enero, llevó a la CRAC a sumar a estos menores a la policía comunitaria que realiza labores de vigilancia y seguridad.

En lugar de llevar en sus espaldas una mochila con lápices, libretas y libros de texto, esos niños y niñas de Ayahualtempa cargan rifles y obedecen órdenes de sus superiores, como si fueran soldados.

¿Por qué reclutar niños y armarlos?

Tania Ramírez, directora ejecutiva de la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim), nos explica:

 

 

“Más que un acto de reclutamiento forzado, es una expresión extrema, un grito desesperado de las comunidades, ante la falta de atención y de recursos frente a la crisis de inseguridad.

Por cierto, la Redim, en conjunto con el Observatorio Nacional Ciudadano, hizo un trabajo de investigación sobre niños y adolescentes que podrían ser reclutados por el crimen organizado —no por las autodefensas—, ante el vacío de información sobre el tema.

En el reporte final se calcula que entre 145 mil y 250 mil niños y adolescentes podrían estar en riesgo por reclutamiento por el crimen organizado.

Vamos requetebién.

 

* Sigue el estira y afloja en el PRD. Garganta amarilla respondió, vía esta columna, a la queja de que Jesús Zambrano dejó fuera de las candidaturas a Silvano Aureoles, Miguel Mancera y Luis Espinosa Cházaro:

—A Cházaro se le dijo que podría ir a competir a un distrito local ganable, pero él quería ser jefe de Gobierno de la CDMX.

— A Mancera sí se le cumplió. Va número dos en la lista pluri de diputados y va de mayoría en un distrito, el siete federal (Gustavo A. Madero.)

Garganta amarilla nos hizo ver que el PRD lo hizo jefe de Gobierno, senador y ahora va a ser diputado federal “y no se ha afiliado al partido, como si le diera pena”.

Silvano Aureoles tenía asegurado el Distrito 7: Zitácuaro, que es el más perredista de Michoacán. Pero quería poner a su cercana, Edna Díaz, diputada federal, en el Senado.

El PRD contrató a Lorena Becerra, que le hace encuestas a Reforma y Latinus. Ganó una presidenta municipal de Michoacán que ya fue diputada local y federal: Araceli Saucedo.

“Silvano creía que el escaño le correspondía porque lo tenía su hermano en el Senado, y ahora se lo quería dar a su cercana, como si tuviera escriturado el Senado. Como no se lo dieron se encabronó”, nos dijo Garganta.

Ya in extremis se le ofreció la pluri uno local en Michoacán. Tampoco la quiso.

Silvano tiene 18 consejeros nacionales de 200. Fue unánime la votación en el Consejo Nacional, asegura.

 

* La sorpresa en el PAN fue la inclusión del senador del Grupo Plural, Germán Martínez, en la lista pluri de candidatos a diputados del azul. Va en el lugar número cuatro de la quinta circunscripción (Querétaro).

Hubo resistencia para incluirlo, pero al final se impuso la necesidad de contar con un grupo parlamentario de nivel y lo incluyeron.

Germán fue presidente del PAN con Felipe Calderón. En 2018 fue invitado por López Obrador a ser senador por Morena y dejó el partido de Manuel Gómez Morin.

El Presidente lo invitó después a ocupar la dirección del IMSS. Las diferencias con la SHCP lo llevaron a renunciar al cargo y ocupar el escaño que tenía en la bancada de Morena. Finalmente, se dio cuenta de que no tiene el ADN guinda y renunció a esa bancada para integrarse, después, al Grupo Plural.

Sabemos que Xóchitl Gálvez y Mauricio Kuri, gobernador de Querétaro, tuvieron mucho que ver en su inclusión. Nos enteramos también de que Santiago Creel “jugo limpio” y Germán está agradecido con él.

Más del autor

Es noticia ahora