Tren Interurbano: empresas turbias y el fantasma de la L12

Las aspiraciones de Claudia Sheinbaum de convertirse en la primera mujer presidenta del país, aunque bien apuntaladas por la estructura financiera de los programas del Bienestar, la marca Morena y por el presidente López Obrador, podrían venirse abajo en cualquier momento como una trabe o una dovela.

Si bien no hubo pérdidas humanas como en el colapso de la Línea 12, lo sucedido este martes en el Tramo 3 del Tren Interurbano, con la impactante caída de una pieza de construcción de más de 30 metros y 90 toneladas, pone otra vez en entredicho la eficiencia, transparencia y honestidad del gobierno de la CDMX. ¿Por qué? Porque de nueva cuenta la empresa responsable del incidente tiene en su historia indicios de corrupción.

Tras el impacto mediático que representó lo que parecía ser el colapso de una estructura elevada, la Secretaría de Obras y Servicios de la CDMX se apresuró a hacer una labor de contención. Primero para explicar que el suceso correspondía a la falla de una grúa y a la caída de una dovela y luego para indicar que la constructora responsable de la fallida operación es la trasnacional italiana Rizzano de Eccher, una empresa con casi 100 años en el mercado y con operaciones en más de 70 países.

Las credenciales de Rizzano de Eccher, involucrada en el montaje de las estructuras de concreto del tramo de 17 kilómetros que van de Santa Fe a Observatorio, son un buen elemento de blindaje para las críticas de la sociedad y de los políticos de oposición en un momento de alta prioridad electoral; sin embargo, la empresa italiana no tiene ningún contrato firmado con el gobierno capitalino, según las plataformas de transparencia, ni forma parte de algún consorcio que lo haga responsable de estos trabajos ante la Secretaría de Obras. Al parecer la empresa fue subcontratada.

La verdadera responsable de estos trabajos, de acuerdo con los contratos DGOT-AD-F-1-021-2022 y DGOT-AD-F-1-007-2023 de la Secretaría que encabeza Jesús Esteva Medina, es la mexicana Jaguar Ingenieros Constructores, adjudicada de manera directa con 493 millones de pesos para la “Construcción de Obra Civil, Obra Inducida y Trabajos Complementarios necesarios para los Apoyos Estructurales de Concreto Armado Faltantes localizados entre los Cadenamientos 53+346 al 55+271 (Frente 21 denominado Industria Militar, Apoyos del T5-43 al T5-76), así como los cadenamientos 55+271 al 55+981 (Frente 22 denominado Estado Mayor Presidencial, Apoyos T5-77 al T5-93), así como Adicionales Cabezales del T5-93 al T5-97 del Tramo 3, para el Viaducto Elevado del Tren Interurbano Toluca-Valle de México.

Jaguar Ingenieros Constructores es representada por Luis Adolfo Fortoul Curiel y fue inhabilitada en 2019 por falsear documentos del Infonavit para obtener contratos en la construcción del Edificio Terminal del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, el proyecto insignia del gobierno de Enrique Peña Nieto que fue cancelado por estar “plagado de corrupción”, según Andrés Manuel López Obrador. La empresa estuvo fuera de circulación durante 15 meses y fue obligada a pagar una multa superior a 600 mil pesos.

Tras la inhabilitación resultó ganadora de millonarios contratos como el Tren Interurbano y una obra que le fue adjudicada directamente para apuntalar la Terminal 2 del actual AICM, un negocio de 204 millones de pesos.

El asunto huele mal. Jaguar Ingenieros sustituyó al grupo CAABSA, de los hermanos Luis y Mauricio Amodio, por ser cercanos al exjefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera. A esto se suma por los errores del proyecto su costo se ha triplicado hasta los 116 mil millones de pesos.

Posdata 1

Aunque el presidente Andrés Manuel López Obrador diga lo contrario, la ocurrencia de la “superfamacia” no va a resolver los problemas de desabasto que han mantenido al sector salud en crisis. En los últimos días de diciembre se publicó un decreto para que Birmex se haga cargo de la compra consolidada de medicamentos, luego de que desde el inicio del sexenio nunca se pudieron completar, cometiendo error tras error. Primero la Oficialía Mayor, a cargo de Raquel Buenrostro, luego el Insabi, después la UNOPS, el IMSS, el ISSSTE, la Secretaría de Salud (que por ejemplo a finales del 2023 solamente pudo adquirir 58% de las claves de la compra) y ahora Birmex. Un auténtico desastre.

Y como el Presidente está amenazando a todo mundo en la recta final de su sexenio, lo mismo con reformas que con investigaciones y sus tradicionales dardos envenenados desde la mañanera, ahora lo hizo otra vez con los medios de comunicación. Resulta que publicar los testimonios de la gente que no encuentra sus medicamentos en ninguna parte –y menos en la “megafarmacia”– es motivo de ataque por parte de AMLO.

Posdata 2

En Morelos las cosas no pintan bien para Morena. Los abucheos que se llevó el gobernador Cuauhtémoc Blanco este fin de semana en presencia de la precandidata presidencial, Claudia Sheinbaum, dan cuenta del mal momento que vive el partido en la entidad.

De entrada, la precandidata para competir por Morena, Margarita González, simplemente no tiene buena relación con el gobernador, a pesar de que fue su secretaria de Turismo durante el primer tramo de su administración. Fuentes bien enteradas aseguran que la relación está rota y que ninguno se tiene confianza.

A esto se suma el rechazo del PT de mantener la alianza junto con el Verde y Morena por la falta de acuerdos y la renuncia de Lucy Meza para competir por la alianza opositora PRI-PAN-PRD, tras acusar a Cuauhtémoc Blanco de haberse apoderado de Morena y ejercer métodos autoritarios dentro del partido.

El domingo, en su visita a Morelos, Claudia Sheinbaum tuvo que pedir respeto y unidad a quienes abuchearon a Cuauhtémoc, por lo que incluso se evitó que Margarita González subiera al presidium tras el rechazo abrumador de los asistentes. Malos augurios.

Posdata 3

Y en Acapulco sus habitantes ya no sienten lo duro, sino lo tupido. A 81 días del desastre por el paso del huracán Otis, la ciudad entró en una fase de recuperación y reconstrucción, impulsada por el gobierno federal, estatal y por los empresarios; sin embargo, el crimen organizado también se recrudeció y mantiene al puerto sin transporte público y con extorsiones a prácticamente todos los negocios.

Los acapulqueños están furiosos con la alcaldesa morenista Abelina López, a quien no se le ha visto por ningún lado y mucho menos ha echado a andar alguna estrategia para intentar contener la inseguridad. En las redes sociales circula un meme pidiendo su búsqueda “urgente”, con el diseño de la Alerta Amber, a modo de sorna, aunque por el vacío del gobierno en momentos tan críticos, este se acerca mucho a la realidad.

Es noticia ahora