El Senado de la República suma en tan sólo un año 565 nuevos asesores contratados, para tan sólo 128 legisladores que conforman la Cámara alta. Por lo que cada senador tiene a su servicio a más de cuatro asesores.

 

A un ritmo de 11 nuevos asesores por semana en 2016, según datos de Reforma, estos personajes son contratados sin los filtros necesarios para evaluar su perfil y con plena discrecionalidad.

 

En 2016, según el reporte de ejercicio del gasto, el Senado rompió récord con mil 413 asesores, lo que representa un 66 por ciento más que en 2015, cuando contrató a 848 asesores.

 

Además de los asesores, se contrataron 302 asesores técnicos, parlamentarios y administrativos, 78 secretarios de comisiones y 17 trabajadores del Canal del Congreso en 2016, se detalla en la información de Reforma.

 

El costo de estas múltiples contrataciones fue de mil 32 millones de pesos en 2016, 31.84 por ciento más que el año anterior.

 

Dentro de los Servicios Personales de la Cámara alta, los asesores son catalogados bajo el concepto de “Remuneraciones a Personal de Carácter Transitorio”.

 

Se prevé que en 2017 el Senado también gaste mil millones de pesos por contratación de asesores, 81 comisiones, áreas técnicas, parlamentarias y administrativas.

 

Compartir

Publicar un nuevo comentario

Ingresa tu comentario
Ingresa tu nombre